Cómics: Loveless


Hoy voy a hablar de una "mini-serie", aunque bueno, realmente es una serie cancelada que al final se ha quedado un poco en término medio... en fin, no demos más vueltas se trata de Loveless, un cómic de Brian Azzarello, del que ya hablé a colación de su serie más conocida, 100 Balas, a la que elogié considerablemente, siendo una muy buena serie que vuelvo a recomendar, aunque ojo, ésta sí es una serie larga, ; )

Loveless comenzó a editarse para finales de 2005, cuando 100 Balas llevaba más de 5 años y estaba en plena forma siendo todo un éxito, si bien Azzarello intenta en Loveless exportar su toque de conversaciones trascendentales y voz en off, es evidente de que se tratan de dos cómics muy distintos que sin embargo la crítica ha tratado por todos los medios de comparar, parte de lo cual puede que llevara a su fracaso.

En mi humilde opinión creo que la serie tiene varios problemas, por un lado es un cómic muy complicado, Azzarello vuelve a usar su marca de la casa con el tema de ir para adelante y atrás en el tiempo indiscriminadamente, lo que nos deja muchas veces preguntándonos en qué punto de la historia estamos, lo cual se agrava todavía más debido a tres aspectos:
El primero, es que en este cómic la muerte deambula aún más que en 100 Balas, al menos entre los protagonistas, así que a veces no sabemos si lo que estamos viendo es un espejismo, un fantasma, un flashback, si realmente no había muerto, en fin.
Y esto viene a colación del segundo gran problema, el dibujo, algunos personajes se parecen mucho entre sí, pareciera que todos muchos personajes son Clint Eastwood en diferentes etapas de su vida, por lo que al final te crea un cacao mental de no te menees.
Sumémosle un tercer aspecto, el dibujo corre a cargo de tres dibujantes muy diferentes entre sí, sobre todo los números a cargo de Danijel Žeželj (Capitán América, El Diablo con Azzarelo, etc), que además van rotando entre números, al final estamos ante un lío considerable, con una trama interesante por un lado, pero que no termina de cuajar por esto, cuesta ubicar las escenas, el momento, los personajes, un esfuerzo que limita el disfrute de una trama adulta, compleja y diferente.

Y es que en Loveless tenemos varias historias que se juntan en una, tenemos a nuestro teórico protagonista, Wes Cutter, quien fue a la Guerra de Secesión americana por el bando sudista, quienes, como sabréis, perdieron, no obstante la serie no muestra apenas nada de la guerra en sí, sino el proceso posterior, de un pueblo principalmente sudista que ahora está bajo control de la Unión, con sus problemas, sus abusos de poder, sus rencillas y venganzas, no solo entre norte y sur, sino también con el grave problema de racismo de aquella época sobre la mesa.

De hecho el propio Cutter, a quien todos en el pueblo creen muerto, vuelve después de pasar un tiempo en un campo de prisioneros, a su hogar donde dejó a su esposa, pero ahora su hogar no le pertenece, y su esposa no está, probablemente esté muerta.

Estamos pues ante una especie de western crepuscular violento con una trama de venganza y odio.

Como digo el dibujo es irregular precisamente por la falta de coherencia entre los dibujantes, si al menos hubieran hecho como en otros cómics donde un dibujante empieza y termina, por ejemplo un arco o al menos una parte, y luego empieza otro... aquí no, aquí se intercambian, nos descolocan aún más, y al menos a mí, en especial los números de Žeželj no me gustan, creo que no encaja con el estilo. A parte del croata tenemos principalmente a Marcelo Frusin (Hellblazer, X-Men Unlimited...), en mi opinión el mejor de los tres pero que sea por su culpa o por las indicaciones de Azzarello, tiene el problema que mencioné antes de hacer los personajes muy parecidos entre sí.
Y por último Werther Dell'Edera (Punisher, Spiderman, House of Mistery...) tiene otros cuantos números también.

La serie se planteó originalmente para durar al menos cuatro años, unas cuatro "temporadas", pero a duras penas llegó a tres, siendo los últimos números a cargo de Žeželj toda una patada en la cara repentina para terminar rápido y corriendo intentando cerrar todo lo posible las tramas, en teoría en forma de salto en el futuro donde podemos ver el devenir de alguno de los personajes que aún quedan vivos para entonces.

Pero aun así se queda en un quiero y no puedo, dejando muchas cosas sin explicar y con una gran decepción a la mayoría de lectores.
El propio Azzarello lo dijo en una entrevista, "Tíos, os he fallado con Loveless."

Loveless puede ser un cómic interesante al principio, pero luego se torna en un caos (también artístico) con escenas repetitivas que encima acabó cancelada y no tiene un final como debiera, así que sinceramente no puedo recomendárosla, vale, no es un desastre del todo, desde luego tiene buenos momentos, aunque a veces la frustración acabe eclipsándolos, pero no siendo una serie muy larga al final, puede ser una lectura aceptable para aficionados a las tramas oscuras y violentas "made in Azzarello" con una ambientación de western.

Escritor: Brian Azzarello / Dibujante: Varios
Mi puntuación: 5/10

Comentarios